TODAVÍA TENGO DEDOS

Cuando mis pensamientos sangran
 por la ventana entra el hielo
 se queda un frío que aplasta
 que respira costumbre
aniquila esperanzas.

Cuando nada conserva el brillo
no sirven oropeles, simiente de bárbaros
un hilo de oro se vende por huesos
que muestran en la calle
heridas del hambre
nada conserva el brillo
nada es sagrado ahora.

Tú aclaras las gargantas con lágrimas
y ocultas tu rostro viejo
porque también tus pensamientos sangran
se cerró la llaga en falso
no se cura.

Cuando abras la sonrisa líquida
campanas desoladas
abandonarán los ecos 
de antaño
querrás hablarnos de  entonces
de cuando había luz
de cuando había páginas que entonaban 
versos mejores

Sí, por eso escribo este poema
porque todavía tengo dedos, tengo huesos...
Foto: Me aproximo a tu nombre
a tu huella.
Salvo una pregunta impertinente
nada más hacía sentir
tu presencia...
 
Me aproximo a tu nombre
a tu huella.
Salvo una pregunta impertinente
nada más hacía sentir
tu presencia...

PORQUE NADA TEMES

Cambiar el mundo en tus pupilas
sostener con la imaginación
lo que entre los dedos
a modo de lámpara inerte
se extingue cuando cierras la posibilidad
tras tus pestañas/cortinas
tras tus necesarias heridas de madre
esperanza
sueños
ilusiones que al final
vislumbras porque nada temes.

MORIRSE COMO SE VIVE

Me gusta la vida que bordea la muerte
esos silencios de amigos que sujetan el dolor
cuando en el amanecer la derrota de la carne
obliga a perseguir una palabra amada
un ser generoso que abomina de llamar la atención.
Y morirse como se vive.

El ideario atronador incipiente
la sangre mucho más que sangre
el apagado aliento
perder la piel en el intento
de ser quien no se es.

Permanecer hipócrita hasta la última hora
si se es hipócrita
pero si eres puro
si eres sincero
si late tu infierno contigo
hay que morir en la valentía de quien se es
se fue, se permanece.
Sin ambajes
para que la corriente ahora tampoco te lleve.


Dueña de mí

Una voz me recuerda que soy la misma
me gusta reconocerme de nuevo
tan viva y transparente
tan cuerda y libre
tan rotunda y hasta más hermosa.
Pues dispongo del pasado
para repasarlo
y de todo cuanto delante se me brinda.

¡POETA!


 La poesía cumple contigo
aleja tus demonios
aleja el precipicio
derrama sal en tu herida
te salva, te condena...
Pero no te confundas
la poesía cuando tú no estes
y nadie pronuncie tu nombre
seguirá su camino.

MINUTOS MUERTOS


Sentir lánguida la mañana
pesado el presentimiento amorfo
anodina la respiración del que late.

No asimilo la información que miente
que pretende anular la razón mordida.

Estoy despierta en un mundo agonizante
lo que miro no me ve
lo que se apoya en mi espalda
pesa demasiado poco para tanta emoción
contiene el peso lamido
del que corre descalzo
y persigue el día pasado
la hora pasada
los minutos muertos.

LA AGRIETADA REALIDAD

 
No puedo dejar de adherirme a la vida 
a ésa que es libre y que derrama verdad.
Si me lleva la corriente
será que he caído en la rancia mansedumbre.

Dilátame la herida eterna
hazme el daño
que construya  el edificio de la búsqueda
donde pueda dejar mi ropa vieja
mi dolor añejo
mi abotargada costumbre.

Iría a visitarte a la choza robusta
arrastrando papeles endeudados
pero se me mudo de color de las empotradas mejillas...

Sí, me torturó el éxito pendenciero
sí, me tosió encima la felicidad
y ahora
atravieso la agrietada realidad
donde te encontré un día. 

EN SU MELENA

La receta ya no es mágica

vino una chica
tenía grillos en el pelo
dijo que llegada la primavera
cantaban...
 
y la inspiracion se instalaba
allí, en su cabeza
 
también dijo
que sus pies
sólo podían vestirse de amapolas.
 
Dijo también:
tu eres mi fortuna
la vida que deseo
 
y él se tumbó a su lado
y supo que todo estaba
ahí, con los grillos
en su melena.

En un ahora


 Si en las entrañas depuro adversidad
me ceñire al cabello la pulpa de tu alma
para que veas a quien tienes delante
para que no me sueñes más
soy real, soy distinta a todas...
Estoy en un aquí
en un ahora.

BEBER VIDA


Enquistada la vida regalada no da sombra
perpleja la sonrisa es muda peregrina
si destapas la quieta mañana
no te asustes y besa los labios muertos
la resurrección acecha.


Y te tortutas mirando la libertad de otros
y te derrites envidiándoles
porque el hombre viejo te espera
y el niño que no te olvida quiere beber.

Celebremos la vida, celebremos que somos MUJERES. Os regalo el poema que abre "Desde todas la mujeres" mi nuevo poemario que publicará Groenlandia. "UNA DIOSA"

          UNA DIOSA

          Una mujer camina con garbo
          le guiña el ojo a la mañana.
          Una mujer, delante
          sujeta la frente del que teme
          acaricia el pensamiento al que
          no se asusta,
          al que no engaña, ni muerde.
          Una mujer es un recipiente
          un habitáculo de victorias y derrotas
                                                        ...Ahí, delante
          la que lleva una  vida de dudas
          de respuestas en los brazos
          la que levanta un fusil
          o un ojo morado al cielo
                                                         puede ser tu madre
          o la mía o la ese despistado
          que sonríe flojo.
          Porque una mujer
          trota su arco iris
          por el prado,
          por la oficina
          por el supermercado
          por el hospital...
          Una mujer es una diosa
          que se pone una melena multicolor
          para recibir el día
          que domina lo conocido
          que intuye lo que vendrá
          y afronta el presente
                                                        con lo que de vacío hay en la nevera.

UN MUNDO NUEVO


 Salí a buscar mis pasos
porque una mañana lánguida me seguía
renunciaré a mi nombre si no tengo que persegrir huellas
de adoquines mudos.

Atraviesé  el muro que me separaba  de la realidad
me esperabas  tardío, seco, retratando sordas madrugadas

contemplando cómo te pienso lejos en un mundo
donde no me alcances.


AMORDAZADA

Sentir en el pecho un peso inmenso
saber que no puedes respirar sin el permiso debido
porque la nada fecunda en las cabezas ajenas
la mordaza asesina el pensamiento
y amenaza la semilla
la crítica muerta
la solidaridad, se despereza tras su letargo
parecen haber pasado siglos desde que fuimos libres.

La boca duele
los labios fecundos de ayer
son llagas macilentas, purulentas...
Los dientes atrapán sílabas poderosas
que cantan todavía antes de ser tragadas, atragantadas...

Dejemos el silencio para las horas de la derrota
y entonemos con la mirada libre
lo que somos, lo que fuimos, lo que queda por llegar.

NO TENGO VIENTO EN LA MIRADA


Intento librarme 
las cadenas
me dejan respirar todavía.
regreso a la brisa
no tengo viento en la mirada
no veo la palabra Sol en tu cabello.

Alborotado el ánimo
intento  correr, desatarme
musito plegarias
cantinelas de viejas 
que consolarán la ausencia.

Plañideras en huelga me piden pan,
yo no tengo pan
yo no tengo sal

los mendigos de la farola
me dieron las sobras.

Anoche, pasé por allí
les cante un poema
tienen sed.

SÁBANA CORDÓN UMBILICAL


La sábana
por la que has de colgarte
se ha nutrido de versos /lamento
de vivos y muertos
de tenues llamaradas
de variopintos huéspedes
de calumnias sin medida
de saltamontes muertos de risa
de hambre, de sopor
y hasta de canguelo
que no se pira ni  respira
ni se deja evaporar.
La sábana que retrocede
te hace cosquillas
te vence arrodillado
te  tuerce y se retuerce
te alivia las respuestas
te quema la garganta,
suspiros/mariposas que debían aletear.

Huérfana de sombra.
la ventana por la que la sábana suda
reanuda esquiva las mentiras
pena la nota compungida,
sábana vida, sábana estela
Sábana,
cordón  umbilical.
Te sabes muerto y asido a la vida
y con solo levantar un dedo
puedes aupar el lento crujir de los pasos.
 Elevarlos por encima de todas las cabezas.



JAULAS CETRINAS ASOMAN CABEZAS SIN MANZANILLA


Dejarse el alma
con las entrañas en el retrovisor
que todos vean
que salpiquen tantas vísceras...
Adiós amigos
compañeros de batallas
me voy a la humilde morada
allá en las cumbres
donde no llegan los escombros,
los derruidos montones de mierda que asoman
por la vida propia y la ajena  maloliente.
Jaulas cetrinas asoman cabezas sin manzanilla.
A dónde tantos buceadores de la ponzoña
a dónde torticeros mancillados de esperanzas
no, ya no queda
ya no hay nada aquí
mi cabeza da vueltas
no soy capaz de separarla del tronco,
hay mutilación de campanas
trotamundos dubitativos
alabanzas de dos por cuatro
de escalinatas de oro
de macizos mosaicos...
Ay, cuántos oropeles barnizados de miseria...
No, mi sobria cabellera
se purifica rechinando
cuando paso mi dedo muerto por encima.



ANTES ME DOLIA


 Gracias a mi locura
vivo la vida que quiero vivir
gracias a mi buena vista
contemplo lo bello
y lo feo lo fulmino
con unos rayos muy potentes
que poseo desde niña.
Cuando alguien toca
un punto exacto de mi alma
ni siquiera tengo que disparar
es automático
antes me dolía
cuando era pequeña.
Pero ahora no.

*Imagen karel Teige

HOY MAÑANA...


Persigo la inocencia en la punta de tus dedos
en la espuma de tu imagimación futura,
espolvoreo versos
como quien derrocha pétalos
a la salida del enlace.
Te he tomado la respiración
casi todos los días de mi vida
y ahora
en este hoy templado de hogar
sé que soy la que vendrá.

 

DESPUÉS DE TI

Perdí mi tiempo
en contemplaciones sin medida.
Dueña como era de mis días
dejé que abolieras mi sueños
sacrificando a mis pesadillas.
Insistí, en devolverte
tantos segundos
que perdí mi inclinación natural
a la templanza.
Encontré a una mí misma
descolgada, aunque advertida
a destiempo.
Pensaba que podía
que después del abandono
quedaba un hilo al que asirme
que aunque finísimo
mi peso ahora casi etéreo
podía fingir mejor
cuales después de ti
eran los gramos de mi alma.



*Ilustración de Fátima Ronquillo



...Y VUELTA A EMPEZAR...

Creía haber encontrado
la razón para cantar
y todas las mañanas
plantaba al sol su sonrisa
y las notas
 brotaban sin intención.

Creía cabalgar por la dicha
de tiendas
de maquillaje temporal
a depilación permanente
de martini a gintonic
de conocida a conocido.
Y vuelta a empezar
de lunes a sábado
y el domingo,
una humilde cura
con tratamiento de
no sé qué al oro puro.

Creía ser feliz,
pero felices son los que
saben que alguien les ama.


EN ESTA NOCHE TORPE

Salir de mí
sí, como antes
contar versos discretos
contar lágrimas discutibles,
acompasarme con lo lejano de tus pasos

sentir, contener ,calmar, curar...

salir de él
sí, como antes
contar cicatrices suaves
fobias galopantes
lunares sombríos

dejar correr la poesía
por las venas ajenas
recogerla macerada, turbia
impostada en tu pecho.

Recriminarte la poca humildad de tus caricias.

Versículos anodinos -cansinos
falsamente alineados
se acercan,
esta noche torpe
ofrece nostalgias.

DONDE QUIERO SER


Hay un espacio
un trozo de tiempo
donde el peso de la tierra se relaja.
Un punto exacto.
Donde aterrizan profetas
videntes del lodo
saltimbanquis no terrestres
cuerdos y fogoneros del universo.
Un lugar donde mi mundo se dilata
donde encuentro el infinito
el lugar al que regresan las palabras.
Allí,
donde germinan tus flores tus besos...
Tus versos.


QUERIDAS PALABRAS, PERDONADME



Dictas palabras hambrientas
que no soy capaz de sujetar en el papel
se devoran impacientes.

Perpleja, escucho su atropellado crujido
y me sobrecoge saberme espectadora
y protagonista a la vez.

Necesitan una escritora no domadora
y a su manera gritan un nombre
que parece el mío.

Algunas sílabas  turbadas
han de mirarse en un espejo pequeño
y franco.

Soy hostil a las renuncias, a las conjeturas.

Tus palabras son dolientes
cabalgan desbocadas
pretenden huir de mí, devolviéndome
el eco de mi nombre.
Habré de darles tregua
o conquistar la desidia que me aprieta
la razón
el músculo que sujeta todavía la vergüenza
de haber perdido el rumbo.

Queridas palabras voraces
deteneos, esperadme
prometo recuperar la cordura
prometo reunirme con mi inspiración
no huyáis de mí.

Recuperaré la pasión
perdonadme.

Tiraré a la basura los remedios
la métrica, los laberínticos proverbios...

Dejaré que brotéis sin remisión.

VIVA UN MINUTO MÁS


 Siento la sequía

en la saliva macilenta que destruye mi nombre.

Salí a tejer un cerebro no contaminado

y me encontré con los sesos del que me vendía ayer la bandeja de gloria.


Tengo un ojo no tuerto

tengo un pensamiento sangrante

que me hace creerme viva un minuto más.


Pero mi brazo izquierdo no sabe levantar mi mandíbula.

La necesito afilada.

Ahora que no soy humana ya no tengo excusa para saciarme de ti.

Abro la boca

al fin veo mi nombre escrito en la paranoia de tus ojos.

JURO QUE ESTOY FELIZ

 La vida no me trata tan bien como esperaba hace treinta años 
la vida me ha vapuleado como a ti
y me espera un mañana que no me interesa
porque hoy es un día que amo
porque respiro
y aunque mañana me sienta feliz
o desgraciada
o la dueña del mundo
de mil dolores y canciones.

Hoy es el día más importante de mi vida
y seré feliz
juró que estoy feliz
de tener palabras
amor
aire en los pulmones
y unas piernas que me conducirán
por una ciudad soleada
y fría y callada
y bulliciosa
y en silencio
y agradecida
y dominada
y seca
y pobre

y mía.
 
Imagen:

Cuando estoy breve...


 Miro la mano muda
que ayer cantaba
leve chasqueba una alegría
aplaudía una sonrisa
aproximaba una caricia.

SANA HERIDA


Algunos me aprietan
no reviento
todavia me quedan metros
kilómetros de sana herida
no purulenta

será que me ven como un grano común
quizá grano
un poco
pero de común
nada.

PALABRAS DE SOBRA


Tengo todos los versos
no me importa que quemes mis poemas
dentro están en fila y brotarán
los otros, los mismos.
 
Tengo palabras de sobra para regalar
y perforar sin descanso
tus sienes.

MI CEREBRO LIBRE



Las estériles palabras que me gritas
acunan las ideas que celebra 
mi cerebro libre

no te canses

mi voz no es un quejido sordo
no es la muda revelación de la palabra escrita
si puedes oirla
 
no disimules

agotaré sin respiarte
el deseo de morirme de ti.

EN EL REGISTRO DE LA MEMORIA


Llegan palabras
sus colores están vivos
la placenta sonora
convida riesgo de latidos
vibran los silencios que anidan
en el registro de la memoria
palabras germen
palabras huerto
palabras peligro
palabras abrazo
palabras sexo
palabras consuelo
palabras chincheta
palabras acatarradas
palabras otoño
palabras lanza de ideas
que curan la razón.

CURANDO A HOMBRES SOLOS



La ciudad mojada añora tus pasos
te sabe eficaz en tu desencanto
y te sabe breve.
En el telediario de media noche tampoco estás.
En las pisadas al alba dirán que los sueños
amortizan errores.
Quien conoce bien de ti
afirma:
Que estabas curando heridas de hombres solos.

EN TU RESPIRACIÓN


Trepo por tus mangas
no recuerdo bien
si tomar el desvío
a tu corazón
o seguir directamente
a la cabeza
donde supongo
que recuerdas
cómo se llega hasta
lo que pienso ahora
mientras trepo por una de tus mangas.

En realidad
lo que quería era inspiración
porque un día escribí
un casi poema
y quería hoy encontrarme
algún verso perdido
en tu respiración.

COMO ESTAR EN BABIA

Sentir la apisonadora de la vida en las sienes
los derrumbes en el estómago
la falta de apego al dolor ajeno
una realidad en cada rostro inacabado

las sobras que el dios noctámbulo
dejó sobre la mentira

pero, a pesar de este lánguido rodar
de este lento y jadeante resistir

la necesidad de amar se abre paso
descorre las cortinas
te sorprende indefenso
como ayer cuando tenías trece años
y creías que la vida era así
como estar en babia.

LA MERCERÍA EN "VIVIR MUTANDO"

 LA MERCERÍA

      Abrí la puerta. Sentí una rara sensación, un olor penetrante me dejaba sin aliento. Parecía no haber nadie aunque, tenía la certeza de que me observaban. Unas manchas rojas en el borde del mostrador y unos gemidos que venían de la trastienda me hicieron retroceder, pero soy curiosa y  no me fui.
Observé a mi alrededor; era una tienda bonita de principios del siglo veinte. Conservaba el encanto vintage que tanto se lleva en los últimos tiempos;  unos encajes maravillosos  sobresalían de sus cajas, cintas en tonos pastel colgaban de una balaustrada de caoba... y, algo que me fascinó, la lámpara  de cristal con  lágrimas en tonos rosados que colgaba del techo,  una delicia para la vista. Pensé en mi abuela, sin duda esta era la mercería de la que tanto me hablaba de cuando vivía aquí; sí, no podía ser otra. Lo que me sorprendía era que después de tantos años siguiera conservando
su esencia.  
De repente, una voz delicada me decía:
-Voy enseguida.
-Sólo necesitaba unos botones -musité.
Inmediatamente se dejó ver; sus manos ensangrentadas y su pálido rostro me dejaron petrificada.
-No se preocupe, es que estamos haciendo una escabechina ahí dentro...  me lavo y en breve estoy con usted.
Quise irme, salir corriendo, pero mis piernas se negaban a moverse. No sé cuantos minutos pasarían hasta que volvió a presentarse delante de mí, pero se me hizo eterno. No tengo por costumbre ponerme en lo peor, aunque, la situación era cuanto menos rara y confusa, y yo seguía sintiéndome observada.
No salió sola, un chico jovencísimo la acompañaba. Lo presentó como su auxiliar.
- A lo mejor quiere ayudarnos, tenemos un pequeño problema... con una mano, no somos capaces de dejarla en su sitio.
Me desmayé, ya sé que es algo exagerado pero es lo que pasó.
Cuando volví en mí  y quise incorporarme...
-Tranquila, pasemos dentro, un poquito de agua fresca seguro que le hace recobrar el color.
No abrí la boca, di media vuelta y salí de allí como alma que lleva el diablo.
-Perdone, perdone...-me gritaban detrás.
Me detuve, pues pensé que me alcanzaría y sería peor.
-¿Le hemos asustado? la sutileza no es nuestro fuerte.
-No, no se preocupe, he recordado que tengo algo urgente que hacer, volveré.
Por supuesto mentía. Como no insistió,  aliviada seguí mi camino a paso más que ligero.

    Habían pasado varias semanas cuando, leyendo el periódico,  descubrí la noticia que  parecía escrita para mí:
“Cerrada por orden judicial, la mercería más antigua de la cuidad, regentada por la heredera de la familia Bernal”.

Dedicaba su trastienda a  fines macabros relacionados con el cine de terror.
“No comprendo este atropello. La sangre, miembros, vísceras... pertenecían a vagabundos. Personas excluidas, sin reclamar. Lo que hacemos es arte.” Declaró la propietaria.


     

VIVIR MUTANDO, la antología de MABELE EDICIONES, donde mis palabras han mutado este verano.

Y estoy de parto, literario, jajaja...


Mis querid@s colegas,
la reedición de "Desahucios en el Paraíso" ya está lista, mañana estará disponible en las plataformas: issuu, scridb y calaméo. Estoy contentísima pues deseaba este momento desde hace mucho. Y, me hace todavía más ilusión, que sea mañana cuando sea lanzado al mundo. Un día en el que la literatura, los libros son los protagonistas. La palabra hace que pensemos, la palabra hace que podamos sentir, que podamos gozar de la existencia y de lo que nos depara.. La palabra haace que  seamos libres, personas críticas, personas vivas. 
Algun@s habéis leído poemas que han aparecido en este espacio, e incluso la edición de 2010 que editamos en papel y llegó a unos pocos. Ahora tenemos el honor de que Alfónso Xen Rabanal prologue el libro y que Escritorio Mutante de Mabele Ediciones, haya realizado un trabajo extraordinario con la edición, diseño, arte... En su interior encontraréis pequeños sorpresas a modo de homenaje y más adelante os contaré si la edición papel se hace realidad, pero por ahora, sólo decir algo sencillo... Muchísimas gracias.



GARRAPIÑADAS SIN THALBERG




En la madrugada
el cielo no se apiada,
el Merlú suena dentro,
no dibuja las calles zamoranas.

La lluvia pertinaz no concede tregua.
Las llaves del desastre
tintinean la oración del penitente.

Debajo de la desolación
acostumbrados al calvario
acomodados en la pena
ellos entonan la melodía
donde el dolor no cansa.

Ejercitan el músculo de la resignación
donde la pena se baila al son del Thalberg.

Garrapiñadas sin pasos
sin reverencia
sin vida en las aceras
sin sopas de ajo
sin dolor de pies,
sin ebrios al alba...

Rendidos,
procesionan la decepción camino a casa.
Y la fe de todos
se queda líquida
a la espera.

Feliz día POETAS!!!! NO TENEMOS REMEDIO

NO TENEMOS REMEDIO

Y llegó la poesía
y con ella fuimos libres
y con ella aprendimos a pensar
y con ella fuimos capaces de tener esperanza
y con ella arañamos besos
y con ella ningún pensamiento se marchita.

Y llegó
y nos rendimos

porque, crear poemas
decir versos con sentido, consentidos
es lo que nos hace ser mejores.

No tenemos remedio
somos poetas
estamos locos
y no somos felices.


ARROJEMOS VERBOS MORTALES

 
 Declaremos la oferta
el saldo que registra la atmófera 
derrotas, despedidas...
Nuestra sangre está contaminada
el verbo no sala hoy la sopa.

Hemos de ser valientes  pasajeros
ordenando la escasa piel que nos queda
Y amortizar poemas.

Arrojemos metáforas discretas
que no hagan ruido ni sobresalten
a los ladrones de almas.
 

Una noche más
un día que se esconde
arrojemos verbos mortales
las calderas están hambrientas.
 

Palabras magulladas
desactivan la inconsciencia,

algunos, humean lascivos sermones.
 

ay de mí
pecadora
arrojadora de sílabas/puñales.
Desenquistadora de cadenas.

Y VIVIR...

La vida se arriesga momentanea
escurridiza es la historia
que se plasma
tras la serena caricia
de quien dormita tempestades.

He conservado una puerta
siempre abierta
y apostado un nombre que no chirría
que fortuíto aprende.
La simiente es terca
se oxida se no es recibida con alabanzas.
Contempla cerca el espectáculo.
Lo que mora en tu verdad espera.

LA HIJA LOCA (MIS SIENES FLORECEN MANZANILLA)

Grito palabras viejas
que desgastan las gargantas
dando penas con pan a los tristes
ocultando un sol metálico que se apaga sin excusa.

No puedo más.

Una mano desconocida
frena el pensamiento suicida
se aproxima lenta, segura, pertinaz.

Hay un sonido que perciben los valientes
me dice un sordo,
es, el que habré de escuchar por los siglos...

Quédate,
un mutilado abrillantando acera.
Quédate,
un alguien que todavía sueña:
crepúsculos gloriosos
madrugadas agitadas
mañanas exprimidas sin más.

Una  madre/abuela  asoma al terraplén
le preocupa
la hija loca que sacude mentiras.

No me abandones (de Mis sienes florecen manzanilla)

Sé del pan que mastico
sé del libro que sostengo
sé del parásito que bosteza
sobre mi nostalgia
sé de la ceguera que torpedea
sentimientos
sé de las alimañas
que se aposentan desnutridas
para comerse lo que queda
para destripar lo que adelgaza.
Sé que sobro
sé que no tengo
sé que habito lo sórdido
la cantinela aburrida
la solución avejentada
lo que mi rostro perplejo abomina...
Sé que me abres un ojo
sé que me estiras la pierna
sé que todavía respiro.
Sé que no me crees muerta.




FLUIR

Me salen canciones  de  amor diurno
con sabor a cal
con soles magullados por la estrecha mañana.
Me salen soliloquios que atraviesan humo
cortinas que abarcan respiraciones agitadas por la necedad
siento que mi hígado no reconoce líquidos atroces
que mi estómago agoniza como debiera después de la tempestad.
Sería recomendable fluir
alcanzar la prolija tarde en desventura
agarrarse fuerte, y entonces
cantar al amor rebelde 
al amor condena
al amor que fallece
porque otro empuja
y darle al amor propio lo que adolece.

ME IRÉ

Tengo que salir de aquí,
abarcar con mi cuerpo
cuerpos que sepan de mí
cabalgar por sinuosas almas
que prueben a  adoptar la postura de la victoria.
He de saber conquistar huellas sumergidas
en líquidos ardientes
promesa de un infierno sin fin.
Quise resistir
quise morirme colgando de un todo
quise asirme a una nada golosa
que parecía decirme a todo que sí,
sí al precio convenido
sí a la manzana poco envenenada
sí al conjuro que esclaviza
sí a la no verdad
sí a la sincera purga del cobarde.

Pero, soy tan terca...
Nada de eso me hace quedarme aquí
maloliente
descarada superficie donde todo
se pudre lenta y largamente.

Sí, cogeré los bártulos menos útiles
de los que pueda deshacerme sin lástimas
y me iré.

CLAVA UN POEMA



Imagen tomada de la Red

Mutilaste la ilusión de concebir un día sin sombras
hoy te muestras tenue,
con palabras nubladas.
La canción que musitas destila derrota
no es la que antes al oído podía despegarme
de este suelo rojo.
Ya sé
que salir a la vida de hoy da miedo
ya sé que sientes esa paralizante agonía
porque lo has perdido todo
no, casi
todavía tienes algún verso roto
al que escayolar
todavía te queda algún pensamiento agónico
al que aliviar con jarabe de limón.
Tú estás
así que, no hagas como si te hubieras acabado
quedas
así que, no hagas más que lo de siempre
recoge letras
júntalas
sepáralas
y distraidamente
sin que se den cuenta

clava un poema
en el corazón
de ése, de ésa,
que puedes,
tú puedes todavía.

YA NO TIENE VEINTE AÑOS

Cuando sufrí de ti
creía que nada más dolería tan dentro.

Después del tiempo y las cicatrices
reconozco tu obra

que sólo ahora las penurias del embargo
del abandono social
del abanico endeudado de mis días
duelen más.

La realidad ya no tiene veinte años
es vieja
está cansada
tiene perdones desgastados
no dice ven
grita desaires
abraza indignación y costumbre
se acocha contra aceras roídas por la mugre de los pasos roncos.

Si uno de estos días deja de dolerme el estómago de tanto asco
a lo mejor, te llamo para que vuelvas inmunizarme.

SIN NADA MÁS

Miré en tu respiración
había alegrías desordenadas
de cuando la agitación perseguía besos
había lentas madrugadas
de cuando me llenaba de tu piel
de cuando soltaba aquellos suspiros que volaban...
Miré en el recóndito sonido de tus pliegues
allí estaba
sí, era lo que deseaba en el origen
el superlativo estado

donde tu espalda me daba la razón.
Ahora quieto
dobla el pensamiento
sí, hacia aquí
persiste en eliminar la distancia.
Siéntate desnudo
siéntame desnuda
y no digas nada
así llegamos
así nos iremos
sin nada más
que un curtido sol
del mediodía susurrando
nombres al azar.

SÍ, ERES PRECIOSA. Para todas las mujeres que todavía sienten miedo. Adelante!!!

 No tengas miedo
levántate
mírate
sí, eres preciosa,
ahora por dentro
sí, eres preciosa.

Lenvanta la cabeza
recógete la frente
que no se disperse el pensamiento, tu objetivo. 
recoge su manita.

Sí, tú vales
sí, tu puedes.

Haz del olvido
un lugar de escombros
quieta,
no le mires
no tiene nada que ofrecerte
el puño cerrado ya lo dijo todo.

Apresa de una vez y para siempre
la energía que devora a tus entrañas
haz el nudo a la alegría
que no vuelva a escaparse de tus ojos
de tus labios
de tu falda.

Besa a tus hijos
sujétalos en tu corazón
abre la puerta
y, ¡lánzate!

Una vida te espera.

SI TE LLAMARAS NOVIEMBRE


 
Si te llamaras noviembre
respirando la niebla
que acaricia el Duero
y vinieras a recoger
ropa vieja y seca
que mis brazos no alcanzan...
Si te llamaras noviembre
escribirías mi nombre
en cada hoja
en cada piedra
como una oración
en cada fruto maduro esperanzado.
Si te llamaras noviembre
Via Crucis delator
marchitos suspiros derramarían
la osadía de vivirme.
Me cubrirías despierta
desnuda, despojada
y me rendiría ante ti,
como soy
sin nada
con la fecha en la mano
tendida y sola.


ABRIÓ EL PECHO DE NUEVO


 
Había escuchado todas canciones
y  cuando la oyó
creía que era una de tantas.
Su dolor estaba muerto
sus lágrimas
horadaban despeinadas sus sienes
su sexo encallecido
entendía a medias
las maniobras que hacían palpitar el olvido...

Cuando aquellas notas salpicaron la mañana
la resaca remolona se escondía debajo,
en la alhomada.
Cuando la melodía se arrimó a la esperanza
abrió el pecho de nuevo
dolía menos,
dolía tarde.

Esa misma noche
la maleta
descendía de puntillas las escaleras...

SEÑORAS HUECAS

Hoy tengo un día ardiente
no se trata de un día en el que tengo calor
no se trata de un cuerpo deseando cuerpo.
Se trata de un ardor visceral/cerebral
porque cuando me entero de que la gente habla de mí
me traiciona, acuchilla y socava mi reputación...
ARDO.
Optar por la indiferencia,
hacer como si nada
parecería la opción más inteligente
y que hablen...
Pero, yo no soy una famosa de tres al cuarto.

Yo soy una trabajadora de la palabra
por eso, desahogo mi estómago vomitando éstas.

El aburrimiento
llenar las horas de espera, horas vacías de señoras huecas.
Y es que, nunca va a morir la cotilla,
que hablando de los demás
evita hablar de sus miserias.

Pobres mentes atrofiadas,
un libro de vez en cuando,
un relato, un poema
ya no digo una novela
que son demasiadas palabras
para gente tan espesa.

MI DIOS DE CARNE

 
Repaso los dones de mi Dios esquivo
ése que me hizo libre y servil en un dos por una
resisto los dolores de un estado casi líquido
derramando languidez en turbio y sombrío presagio
he amasado torpezas en kilómetros de vida
he detenido pensamientos simples, amarillos
pensamientos ferroviarios que no se quieren estar quietos
logro verificar distancias
sin besos no hay caricias
sin roces no hay pudor
ni sexo
ni manjares que llevarse a la boca de mi Dios de carne

Resulta que mi estrecha frente
resulta que mi amplia visera
se topa con la mirada de un ser errante
que golpea sienes ajenas
perturba estados de sosiego
de pereza

la agitación permanente
muda la razón
ya no hay rezos
ni labios que rocen
ni lágrimas orgásmicas
ni cerezas en el suelo
Tú y tú
y sin ti.

Mi poemario ya está aquí. Pasen y lean...

Qué nervios!!!! 
Llevo unos días al margen del mundanal ruido, también de Internet. Y, cuál es mi sorpresa, que mi tan desea criatura está en el mundo y yo con estos pelos, y digo bien, porque hay un viento que madre mía!!!...
Estoy mu
y orgusolla del trabajo; del mío, del de Groenlandia, de su responsable Ana Patricia Moya y de todas y cada una de las presonas que han puesto su tiempo y su buen hacer en NO FRENES LA LENGUA DE LOS PÁJAROS. Gracias.
Espero que guste y se disfrute cada palabra, en él está depositado lo mejor de mí, pero tengo más, jajaja...
Y sí, es un amenaza.
Os quiero.


AGUANTA

 

No sucumbir
no sentir la derrota

las fauces permanecen dispuestas
las risotadas cerca
pretender hacerte débil
hacerte sentir una mierda
no
no habrá nadie
que interrogue mejor que tú a tus pensamientos
aliméntalos de verbos salvajes
osados, audaces
no atrapados en laberintos
de comedida mediocridad

ser libre tiene precio
ser deboto de la resistencia
no de la pérdida

aguanta

no salgas  corriendo

quédate a recorrer un camino
donde tú  seas el obstáculo
donde los otros
se topen con la firmeza
de un cuerpo que te obedece
que sabe donde está
que contempla a los caídos

un espíritu entregado 
a la inagotable fortaleza
que da  la libertad.

Comienza el curso... Poemario a puntito de caramelo

 
 Estamos en marcha querid@s compañer@s de fatigas. El cole ha comenzado y a partir de hoy dispondré de más tiempo para mis letras, vuestras letras. Tengo noticias maravillosas que ofrecer, pues mi poemario "No frenes la lengua de los pájaros" en este mes estará disponible para que tod@s l@s que os apetezca descubráis que esconden sus páginas. Estoy deseando verlo, pero de momento, Groenlandia digital, no me ha dado ni una pista sobre la portada, ni el diseño, ni nada de nada, así que estoy como vosotr@s... 
He de agradecer, la confianza que la editora Ana Patricia Moya ha puesto en mí y en mis versos dándome esta oportunidad, y cómo no, a mis dos chicas estrella, mis grandes cómplices en esta aventura, que han prologado y epilogado mi hijito: MJ Romero y Eva Márquez, dos escritoras impresionantes, además de generosas y siempre atentas a mis letras, os quiero y admiro.

Ahora, tengo cosillas pendientes que organizar, he de desempolvar algunas palabras, redimir a otras maltrechas, pecadoras, irreverentes... Ah!  y la intendencia doméstica con la que no quiero aburriros...

Prontito mucho más, os quiero.



APARTA DE MÍ ESE CÁLIZ


Mi cuerpo me engaña
deja mi cuerpo
aleja de mí ese cáliz
no soy buena
no soy una mujer quieta que perfila flores
que no insiste
que no se cae
derramé a trozos, a ratos, en años
razones de despedida
vanas canciones para agrietadas voces
 
mi cuerpo se adelanta
avanza
amenaza a la gravedad...
 
Tu cuerpo no me engaña
medita movimientos
porque la corriente dirige tu espalda
tu cáliz no contine lo que bebo ahora.

QUIEN MURMURA TIEMPO


Quien anuncia caminos
sabe despedirse
no se contamina de vidas solas que saben
mira  y ve
conoce cómo se difuminan las huellas
adivina el sentido de las cosas
que etiquetan los que todavía mastican
Quien en la sola tarde tambalea pensamientos
abre su corazón
su cántico en oración a orillas de este Duero.
Es una mujer cortina
una mujer agua
una mujer almena
un ser guardado dentro
en un alma que duplica versos incandescentes.
Quien solea a veces, no amenaza crepúsculo
no marchita muralla, piedra a piedra

Quien murmura tiempo
sabe que es paisaje, horizonte, tierra...
Se sabe inacabada.